¿Cómo prevenir y aliviar el resfrío de manera natural?

¿Cómo prevenir y aliviar el resfrío de manera natural?

Llegó el invierno, y con él, los días fríos y síntomas tan incómodos como lo son el escurrimiento nasal, ojos llorosos, picazón en la nariz, fiebre y estornudos frecuentes…los temidos resfríos que nos atacan normalmente entre dos y cuatro veces al año en promedio.

Pese a todos los avances que han tenido los cuidados médicos, la medicina tradicional tiene muy poco, o casi nada, que ofrecernos para el alivio de los síntomas y tratamiento del resfrío común; esto ya que los resfríos son provocados por un virus y no por bacterias.

Un resfrío común, sin complicaciones, dura entre dos días a dos semanas, lo que va a depender del tipo de virus y del estado de salud basal que tenga su huésped.

Medicamentos tan comunes como el paracetamol, el ibuprofeno o la aspirina, pueden producirnos un efecto contrario, suprimiendo la capacidad del organismo de producir anticuerpos y combatir las enfermedades, prolongando los síntomas y el malestar general. Por ésta y otras razones, es importante no automedicarse y siempre consultar con nuestro médico tratante.

Simples cambios en el estilo de vida, remedios herbales y suplementos vitamínicos pueden ayudarnos reforzando nuestro sistema inmunológico para defendernos de los ataques virales. ¿Qué hacer?

  • La falta de sueño se relaciona con una larga lista de dolencias y trastornos médicos. Se ha comprobado que una “mala higiene de sueño” tiene un impacto negativo en el sistema inmunológico.
  • Realizar ejercicio físico en forma regular es una buena medida preventiva y produce buenos resultados en el sistema inmune, haciéndolo que funcione mejor.
  • Eliminar o reducir drásticamente el consumo de alcohol y tabaco, ya que ambos tienen un impacto negativo en el sistema inmunológico, lo que le dificulta a su cuerpo combatir la infección viral.
  • Reducir los niveles de estrés, por ejemplo, practicando la meditación, yoga o técnicas de relajación. Todas ellas, prácticas simples y eficaces para reforzar nuestra inmunidad. Altos niveles de estrés se relacionan también con enfermedades como el Alzheimer, la depresión, diabetes tipo 2, enfermedades cardiovasculares y los problemas gastrointestinales.
  • Lavarse las manos es una excelente medida de prevención contra las infecciones. Un simple lavado de manos nos ayudará a reducir la propagación del virus a los demás miembros de la familia
  • Aumentar el consumo de alimentos saludables, tales como verduras, hortalizas, frutas, cereales integrales y proteínas. Ellos aportan vitaminas y minerales a nuestro cuerpo que fortalecen el sistema inmune, y nos mantiene “mejor preparados” ante una posible infección.

Recordemos que SIEMPRE es mejor prevenir.

 

 

 

 Maite Ferrer Prieto

Enfermera Jefe Área Coordinación

Siempre Chile